Mi canal de youtube.

Seguidores

sábado, 29 de octubre de 2011

Algunas de las granjas avícolas de Galicia en el siglo 21. La Gandara Goian Tomiño Pontevedra Galicia España. Some poultry farms in Galicia in the 21st century. La Gandara Pontevedra Galicia Spain Tomiño Goian. . La Gandara Goian Tomiño. Some poultry farms in Galicia in the 21st century. La Gandara Pontevedra Galicia Spain Tomiño Goian. (2)

En Tomiño Goian concretamente en el barrio de la Gandara, los vecinos venimos sufriendo desde hace años las molestias que provocan tres granjas avicolas que no cumplen la normativa y se encuentran a unos 20 metros de alguna casa, mientras la Xunta de Galicia y El ayuntamiento de Tomiño conocedores de esta situación hace la vista gorda ¿Hasta cuando?...Bonavebe.

En esta noticia se puede ver una reciente sentencia de una situación similar a la que padecemos en el Barrio de La Gandara Goian Tomiño en Pontevedra Galicia España.


El TSXG revoca la licencia de actividad de una granja avícola de Portomarín

Etiquetas: Portomarín, avícola, granja, licencia, revocación, TSXG

29/10/2011 - P.R. / El Progreso (Lugo)

El Tribunal Superior de Xustiza de Galicia (TSXG) obliga al Concello de Portomarín a revocar la licencia provisional de actividad a una granja avícola de Castrolázaro, en la parroquia de Vedro. En su sentencia, el TSXG dictamina que esa explotación no cumple con los requisitos exigidos a ese tipo de negocios por no guardar las preceptivas distancias con las viviendas de su entorno.

El alcalde, el popular Juan Serrano, dio cuenta esta misma semana en sesión plenaria de dicha sentencia, en la que el TSXG desestima un recurso presentado por el propietario de la nave avícola después de que el juzgado de lo Contencioso-Administrativo número 1 de Lugo ya fallase en su día en su contra, con razonamientos jurídicos similares.

El fallo hace referencia a la licencia provisional de actividad de la explotación, concedida el 24 de mayo de 2007 por el Ayuntamiento, por entonces gobernado por el PP. Posteriormente, tras la llegada al poder del ejecutivo bipartito, un decreto de la Alcaldía concedió la licencia definitiva de actividad a la nave avícola, que ahora queda también sin efecto.

Después de que la explotación obtuviese la licencia provisional objeto de litigio, un vecino que reside en la misma parroquia, cerca de las instalaciones, presentó una demanda judicial, tras no lograr que el Concello paralizase la actividad de la granja, por la que reclamaba que la revocación de la autorización al considerar que no se cumplía con la legislación para actividades de esa naturaleza.

El juzgado de lo Contencioso Administrativo número 1 le dio la razón a ese vecino, en un fallo emitido en marzo del año pasado. En su sentencia, el tribunal enmarcaba la actividad avícola dentro de las catalogadas como molestas, por los olores que se desprenden, y nociva, por las enfermedades que pueden llegar a transmitir las aves. El juzgado concluía que, en virtud de esa catalogación, no se guardaban las distancias preceptivas hasta las viviendas más próximas al haber solo 31 metros entre la nave y la casa del denunciante.

La sentencia emitida por el TSXG, contra la que no cabe recurso, confirma ese fallo del juzgado lucense y desestima el recurso del propietario de las aves, quien, entre otras cuestiones, alegaba que se trataba de una ampliación de otra granja que regenta en el mismo lugar y no de una nueva instalación, por lo que no eran aplicables las distancias reclamadas.

En virtud del fallo, el Concello debe revocar la licencia de explotación de la nave y parar su actividad. Desde el gobierno local indicaron que antes de tomar medidas se asesorarán sobre los pasos a seguir.

Polémica por la autorización definitiva

En el pleno, el alcalde, Juan Serrano, reprochó a su predecesora en el cargo, Silvia Rodríguez, que con el proceso judicial abierto y con el Concello personado en el mismo - al ser objeto de denuncia del reclamante en relación a esa autorización provisional, demanda que no prosperó- la ahora portavoz del PSOE diese la licencia definitiva de actividad a la granja en un decreto que su socio de gobierno, el nacionalista Xesús López, dijo desconocer. Rodríguez replicó que el juzgado «en ningún momento ordenou que o Concello anulase os trámites da licenza», por lo que siguió con ellos porque de no hacerlo el gobierno local podría ser denunciado por no cumplir sus obligaciones, dijo. Además, recordó que la Xunta dio el visto bueno ambiental al proyecto.